El luctuoso accidente, se registro en las últimas horas de esta tarde, cuando la joven policía que cumplía servicios en la comisaría de Bialet Masse intento detener el desplazamiento del móvil policial.

La primera información nos dice que la joven de 23 años de edad, acudió junto a una suboficial a verificar una alarma domiciliaria que estaba sonando. Esta alarma pertenece a una vivienda que no tiene moradores y está ubicada en una zona de difícil acceso.

Al arribar al lugar, ambas mujeres descendieron del vehículo y se dirigieron a controlar la casa.

Por causa que se están investigando, la camioneta policial, comenzó a desplazarse por una pendiente y al intentar detenerla, la joven sufrió una caída en el paso del vehículo, que le provocó serias heridas en el tórax.

Los servicios de emergencias estuvieron tratando de reanimarla por más de cuarenta minutos.

La agente policial, estaba en pareja con otro efectivo de la fuerza y era mamá de una beba.

En el lugar se encuentra trabajando la fiscalía interviniente y autoridades policiales de la Jefatura y de la Departamental Punilla.

Publicado en Regionales