Lautaro Coeli dialogó con Portal de Opinión y confirmó que denunciaron a la abogada de la denunciante en el Colegio de Abogados de Cruz del Eje. Foto: captura de pantalla ZOOM

El hecho denunciado por la madre de un cadete de bomberos menor de edad, incluía las figuras de “tortura, lesiones y apremios ilegales”.

Portal de Opinión dialogó con Lautaro Coeli y su padre Guillermo, quien junto a su compañero bombero fueron denunciados por Yanina Alfageme. Esta denuncia nunca fue caratulada (1) por la fiscalía y el hecho quedó como “actuaciones labradas con motivo de la denuncia formulada”.

La situación que generó la presentación judicial ocurrió el 17 de octubre de 2017, pasada la medianoche, en el cuartel de Bomberos Voluntarios Alejandro Giardino, cuando el hijo de la denunciante, en ese momento cadete de 15 años de edad, recibió una descarga eléctrica producida por un dispositivo que cuenta en un extremo con una linterna y en el otro una “picana”.

De acuerdo al expediente judicial, el menor recibió la descargar en el glúteo con el dispositivo que era portado por un bombero, mientras otro, grababa la acción con un celular. Desde el primer momento los participantes declararon que esta acción obedecía a “una broma” y no le provocó ninguna lesión visible.

Una semana después, el menor le comentó la situación vivida a su madre y que “el contacto con la picana no le había ocasionado marcas ni lesiones y no fue revisado por un médico”, consta en el expediente, haciendo mención a la denuncia formulada por la madre.

Formulada la denuncia, la fiscalía de Cosquín ordenó una serie de allanamientos, que incluyeron el cuartel de bomberos y los domicilios de los bomberos y en uno se encontró la linterna utilizada esa noche.

Luego de cuarenta y cinco días, el adolescente “comenzó a despertarse por las noches, por lo menos cuatro veces por semana, con la sensación de una descarga eléctrica y dolores testiculares, aduciendo que había perdido un testículo”, se lee en el expediente. Por este motivo, concurrió al hospital Domingo Funes, donde un facultativo lo diagnóstico y medicó, descartando una intervención quirúrgica.

Por su parte el informe técnico sobre el dispositivo utilizado reveló que no es letal para el ser humano, por la baja descarga en miliamperios que produce. De acuerdo a publicaciones invocadas por el informe técnico elaborado por la Sección Físico Mecánica, la aplicación de una descarga de estas características: “medio segundo produce dolor y contracción muscular”, se lee en la resolución de la fiscalía.

Con todas las pericias analizadas por el fiscal Raúl Ramírez, ordenó el archivo de la denuncia, situación que llegó a una apelación ante el Juez de Control, quien en abril de 2019 resolvió no hacer lugar a la impugnación realizada por la querellante particular. Ante este nuevo rechazo, la querella recurrió a la Cámara de Acusación de la ciudad de Córdoba.

La Cámara estuvo de acuerdo con el Juzgado de Control. “Clara equivocación del tipo penal escogido -tortura- por la querellante particular” dice el fallo que al mismo tiempo impartió la directiva de llevar a cabo un examen médico para determinar si “el menor sufrió la pérdida que denuncia”, para constatar si efectivamente como afirma la madre, existió una “lesión”.

La fiscalía ordenó un examen médico, que contó con dos profesionales y el apoyo de estudios realizados, “eco Doppler testicular”, que el padecimiento encontrado no tiene relación con el hecho traumático sufrido en octubre de 2017”.

Ahora, el querellante particular -mayor de edad- declaro en la instrucción que la “picaneada fue una de las varias burlas que venia padeciendo por su forma de hablar” atento a q que es oriundo de Estados unidos, “que en definitiva terminó de afectar su psiquis y provocar el alejamiento del cuartel de bomberos”.

Ante los hechos investigados, la fiscalía de Cosquín a cargo de la Dra. Paula Kelm, determinó cerrar el expediente de la denuncia formulada por la madre del joven Kevin Argüello, “quedó totalmente conculcada cualquier lesión física, originada en el evento investigado, que además se desarrolló en un contexto de broma, reconocido inclusive por el damnificado, circunstancia que excluye la intención dolosa”, fundamenta la fiscalía y por otro lado, en cuanto al aspecto psicológico “no permite sostener una hipótesis delictiva vinculada al acoso (bulling) que afecte la salud o de su vida de relación, en especial la escolar a la que amplió su reclamo de manera reciente”.

Tomando en cuenta que el bulling no se encuentra tipificado como delito penal y finalizando la investigación por el delito de lesiones, la fiscalía “no encontró merito para continuar con la intervención”, sentenció la fiscal.

Nos reunimos con el jefe del cuartel -Comisario Bombero Eduardo Molinari- y pedimos disculpas y las aceptaron”, afirmó Lautaro a Portal de Opinión. Luego la madre del menor presentó la denuncia en fiscalía.

Los entrevistados confirmaron que efectuaron una denuncia contra la abogada María Coloccini en el Colegio de Abogados de Cruz del Eje, atentos a las presentaciones realizadas en el municipio de Villa Giardino, lugar donde se desempeñaba laboralmente Lautaro Coeli y al mismo tiempo analizan utilizar la vía legal contra la señora Alfageme.

Mirá la entrevista completa:

(1) NdR: Aclaración:

La denuncia si tiene caratula, técnicamente no está bien decir que no tiene caratula, y la caratula justamente es: ¨Actuaciones Labradas con motivo de la denuncia Formulada por Mónica Alfageme¨

Lo que no tiene es tipificación de delito ni imputación por parte de la fiscalía, y lo que pretendía la abogada Coloccini era una denuncia de torturas y privación ilegítima de la libertad.

Te puede interesar:

https://www.perfil.com/noticias/cordoba/una-broma-pesada-le-aplicaron-una-picana-a-un-menor-pero-el-fiscal-asegura-que-no-es-delito-el-hecho-ocurrio-en-octubre-de-2017-en-el-cu.phtml

https://www.tdcred.com/canales/tdcn17/villa-giardino-polemica-por-el-archivo-de-denuncia-contra-personal-del-cuartel-de-bomberos-voluntarios

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

9 + 11 =